La marquesita y el helado de coco

En Cozumel el calor es fuerte, la sensación térmica a veces marca temperaturas en las que lo único que querrás hacer es sentarte debajo de un árbol y disfrutar del viento. ¿Y por qué no disfrutar de una marquesita o un helado de coco?

Helado de coco cozumel

Si te encuentras caminando en las calles principales de Cozumel y quieres refrescarte, tienes que hacer una parada estratégica y probar un helado de coco. Bien dicen que un helado puede regalarte momentos de sabor y frescura. Ahora, imagínate probar este helado en donde cada ingrediente hace la mezcla perfecta para crear el sabor, acompañado de una crujiente barquilla ¿suena bien, verdad?

Por tan solo $17.00 MXN puedes conseguir uno de estos ricos helados en la plaza principal, ahí se encuentra un triciclo que se ha dedicado a la venta de este producto por años.

Una vez con helado en mano, podrás continuar tu recorrido, observar los murales, monumentos, conocer un poco más la historia de Cozumel, llevarte un souvenir o fotografiarte en lugares emblemáticos como el reloj o el museo de la isla.

Helado de coco cozumel
Coco cozumel, helado de coco
Marquesitas Cozumel, cajeta

Un agradable olor

Cuando cruces por las calles, sentirás un olor muy agradable, dulcecito y antojable que se te hará agua la boca. Proviene de un puestecito ambulante ¡un triciclo vendiendo Marquesitas! Te preguntarás que es. Bueno, la marquesita es un postre que fue creado hace más de 100 años en Yucatán. Se basa de una mezcla de agua, mantequilla, huevo y harina. Al vaciar la mezcla en unas planchas circulares, hacen que la mezcla se dore, va relleno de queso bola y se hace en forma de taco. Sí, ¡Un taco! En la península de Yucatán, le conoce como queso bola al queso holandés.

Marquesitas Cozumel

Cuenta la historia que la marquesita fue creada por un heladero, quien al percatarse que en época de frío no vendía mucho, decidió crear algo que se pueda comer en esa temporada. Era tanta su emoción que decidió hacer algo con la mezcla de sus barquillas, los enrollo y comenzó con los ingredientes que la acompañarían. Intentó colocarle carne molida, mermelada, y otros ingredientes, pero fueron rechazadas por sus clientes. Después de muchos intentos, llegó a Yucatán el queso holandés y sorpresa, la mezcla de lo dulce y lo salado les agradó a las personas.

Vendía este producto solo para el frío, pero la gente le pedía hasta en temporada de calor, por lo que decidió vender marquesita y helado de coco toda la temporada.

Hoy en día, las marquesitas se mezclan con diferentes ingredientes como la nutela, la mermelada y cajeta. El costo de este exquisito producto es de $40.00 MXN y puedes conseguirlo en el centro, Palacio Municipal o en el Malecón.

Cuando vengas a Cozumel, recuerda que lo que no debes de olvidarte comer, es una marquesita y helado de coco.